sábado, octubre 3

¿¡ADIVINEN QUÉ BLOGCITO CUMPLE CINCO AÑOS!?

¡Claro, este!

Lo chistoso es que hace algunos días sabía exacto qué iba a escribir aquí. Si llegamos a cinco años, si no leyeron esto antes, es porque, hace algunos días me di cuenta que el aniversario se acercaba. Las cosas hay que dejarlas ser y me sabe mejor ciclos completos.


¡Ah sí! quiero explicar por qué tan pocos post este año. Aunque nadie se lo pregunte. Todo empezó en marzo cuando me di cuenta que había 9 post en enero, 8 en febrero, y en marzo, sin problemas, podía haber 7 y los 6 de abril serían pancomido. Y así, en cantidad descendiente hasta llegar a 1 en septiembre, 0 en octubre, y ya, equis para noviembre.

Eso pasó.

En algún momento de esos poquitos meses, me cansé de la url del blog. Pero no puedo cambiarla, ¡por favor, sería ir en contra! Aunque nomas a mí me interese, pero después de todo lo que interesa aquí soy yo. Sigue siendo mi blog.

Luego me cansé de Blogspot. Mejor dicho, pensé que ya debería tener un Wordpress. La idea de tener ambos no me parecía atractiva, demasiado trabajo, muy poco material. Aunque el hecho de que haya menos post publicados, no indica la falta de post elaborados. Benditos sean los borradores.

Intenté varias direcciones en Wordpress y todas estaban ocupadas. Deshabitadas, también estaban deshabitadas. Casi desisto hasta que se me ocurrió que Muebles e Interiores, son decoraciones. Aquí hay historias. Historias decorativas. Por fortuna, ese no existía.

Llegó entonces el momento de publicar allá algunos post. Los más queridos por mí, que quizá no sean los mejores, ni los más visitados. Curiosamente, el post más visitado aquí, también está allá, pero esDeQue es muy de mis favoritos.

Así fueron varios días de andar nadando entre texto, post, Blogspot, Tumblr, Wordpress, olvidar escribir esto, recordar escribir esto, seguirme leyendo, nadar en hormonas, recordar que no había terminado de escribir esto, escribir todo lo que sigue después del Eso pasó, no saber cómo terminar esto...

Adoro este blogcito, lo amo, fue una gran vía de escape, en tantas maneras. Pero Historias Decorativas tiene potencial para gustarme igual, o más. Lo que si sé es que, aunque ya no vaya a actualizar aquí, fueron muy buenos cinco años. Muy.

Va de nuevo, que se vea:

martes, septiembre 15

La náusea. Hoja sin fecha.

HOJA SIN FECHA 
Lo mejor sería escribir los acontecimientos cotidianamente. Llevar un diario para comprenderlos. No dejar escapar los matices, los hechos menudos, aunque parezcan fruslerías, y sobre todo clasificarlos. Es preciso decir cómo veo esta mesa, la calle, la gente, mi paquete de tabaco, ya que es esto lo que ha cambiado. Es preciso determinar exactamente el alcance y la naturaleza de este cambio. 
Por ejemplo, ésta es una caja de cartón que contiene la botella de tinta. Habría que tratar de decir cómo la veía antes y cómo la1   ahora. ¡Bueno! Es un paralelepípedo rectángulo; se recorta sobre... es estúpido, no hay nada que decir. Pienso qué éste es el peligro de llevar un diario: se exagera todo, uno está al acecho, forzando continuamente la verdad. Por otra parte, es cierto que de un momento a otro —y precisamente a propósito de esta caja o de otro objeto cualquiera—, puedo recuperar la impresión de ante ayer. Debo estar siempre preparado, o se me escurrirá una vez más entre los dedos. No      2 nada, sino anotar con cuidado y prolijo detalle todo lo que se produce. 
Naturalmente, ya no puedo escribir nada claro sobre las cuestiones del miércoles y de anteayer; estoy demasiado lejos; lo único que puedo decir es que en ninguno de los dos casos hubo nada de lo que de ordinario se llama un acontecimiento. El sábado los chicos jugaban a las tagüitas y yo quise tirar, como ellos, un guijarro al agua. En ese momento me detuve, dejé caer el guijarro y me fui. Debí de parecer chiflado, probablemente, pues los chicos se rieron a mis espaldas. 
Esto en cuanto a lo exterior. Lo que sucedió en mí no ha dejado huellas. Había algo que vi y que me disgustó, pero ya no sé si miraba el mar o la piedrecita. La piedra era chata, seca de un lado, húmeda y fangosa del otro. Yo la tenía por los bordes, con los dedos muy separados para no ensuciarme. 
Anteayer fue mucho más complicado. Y hubo además esa serie de coincidencias y de quid pro quo que no me explico. Pero no me entretendré poniendo todo esto por escrito. En fin; lo cierto es que tuve miedo o algo por el estilo. Si por lo menos supiera de qué tuve miedo, ya sería un gran paso. 
Lo curioso es que no estoy nada dispuesto a creerme loco; hasta veo con evidencia que no lo estoy: todos los cambios conciernen a los objetos. Por lo menos quisiera estar seguro de esto.



1 Espacio en blanco. 
2 Hay una palabra tachada (quizá “forzar” o “forjar”); otra, agregada encima, es ilegible.
Jean Paul Sartre  La Náusea

*Énfasis por mí.

lunes, agosto 31

Cuarto de siglo

Hace días volví a ver a alguien después de 12 años y días. 

Estábamos hablando, puras personas con años sin verse, y en algún punto alguien dice "no has cambiado nada." No era para mí, tampoco era alago ni crítica, sólo un comentario, uno que lleva años rodando mi mente.  12 años es  la mitad de mi vida, y más de un década en la vida de los demás. Yo entiendo, la esencia permanece. Pero si más de una década después, no has cambiado en nada... 

Simplemente no lo veo. No veo  a la ivie de 12 años viviendo sola, o con el corazón roto aunque funcional. No la veo entendiendo, por ejemplo, que no siempre puede el que quiere. Ni de distancias, tiempo, dinero, insomnio, pérdidas ni de silverlinings. Una cosa es esencia, pero comportarte exactamente igual ¿quién te hizo tanto daño? 


So, iviE, 12 years, 30 days, 5-ish hours later you are 25 years old now, what do you do? Go. 

sábado, agosto 1

Lo que te hace grande


Esta canción la he puesto mil veces, y hace mil días exactos que no te escribía. Ya no te pienso, ni te inhalo, bebo o anhelo. Tal vez porque nunca fuiste para mí, o tus evasivas o mi miedo. Yo no sé, no entiendo, pero te extraño aunque tengo reconfortado que tú sin mí, vives y bien. En realidad vives mal y dejas mucho que desear, no de a gratis que seas la manzana podrida casi cáncer de varios, tal vez por eso dejé de pensarte, o el miedo, me late a que por miedo. Aquí estamos otra vez y el único motivo que se me ocurre es que, yo escribo cuando siento que me ahogo; y siento que me ahogo cuando no escribo. No soy tan buena ahogándome, después de todo ya aprendí a nadar.


*reconfirmado, no reconfortado.

martes, julio 21

Flatliner

Sigue diciéndote que estás volviendo a tus raíces, sigue contando que esa es tu esencia, no olvides mencionar la historia de cómo la perdiste buscando la felicidad de tu alma gemela, remata con la explicación a detalle de cómo, cuándo y por qué te abandonó. Mantén una expresión tranquila, no respires acelerado, transmite todo sólo con tu voz, son tus raíces, lo que eres, lo que perdiste, lo que dejaste. Lograras que te crean, es tu encanto, regalas historias fantásticas, fantasías para niñxs perdidxs, palabras más irresistibles que aquella manzana. Esas sí son tus raíces; todo lo demás que cuentas, no. Y lo sabes, te molesta cada palabra pero, sabes que esas mentiras son tu esencia.

sábado, julio 11

I don't care who you are

Fui a Monterrey a un concurso de gritos.

Y a conocer el arte basado en lagartos, o crustáceos.
Lagartera
Los paseos artificiales sobre ríos que existían
Santa Lucía
También fui a NO preguntar el nombre de las plazuelas. O si les dicen plazas. O Jardínes.
Sultana

Tampoco lo sabía pero también fui para tener una sonrisota post concierto BSB que ni yo me creo.
Una foto publicada por ivie laguna (@iviepinky) el
Eso fue perfecto. 

domingo, julio 5

Valor

Cada vez que piensa que no puede seguir, le basta con recordar el sonido de dientes impactando contra el suelo y el dolor. El infinito dolor que siguió y no solamente por el golpe; el dolor de haber estado ahí por un supuesto de no poder, porque era más fácil depender de alguien, hasta que depender llegó a los gritos, las empujones, los golpes, los moretes, las heridas, la perdida. Golpes soportó varios, sangre sólo esa vez. Después de eso, él la besó, le dijo que lo sentía, que no volvería a pasar…siempre que ella se portase adecuadamente. Antes de dormir, le recordó que sólo él podría quererla, y ayudarla, ahora que estaba tan marcada. Él se quedó dormido por cansancio, y por alcohol; ella respiró profundo antes de irse.

lunes, junio 29

About a year ago

...tuve un sueño muy random. Simplemente, estaba parada en la calle, con varios amigos pasando, saludando, abrazando, ignorando. Llegó EsteGuey y me saludóvamente, como EsteGuey suele haaticamos realmente, sólo las preguntas de cortesía y al final un "¿A dónde vas?" "A ver a, Morra, una amiga" "AhVaOraleChiloQueTeVayaBonito."

Una semana después, volví a tener un sueño parecido. Sólo que, en el sueño había pasado ligeramente más tiempo; lo suficiente para que ahora fuera "Me quedé de ver con Morra... ando quedando...¡Ah, la que te dije la otra vez!" "¡OhWow, Mucha suerte, EsteGuey!". Y así, varios sueños mencionando a Morra sólo de nombre, nunca apareciendo ella pero igual, llegando hasta el sueño donde por fin se hicieron novios. 

Poco después de eso, en el facebook de EsteGuey vi un comentario de Morra, tal vez no la de mis sueños, pero era Morra ¡y me piñé! Hasta comenté con "¡Qué bonito!" pero nadie lo notó, o nadie me dijo jajaja, porque totalmente quedaba con la publicación. Lógico que de ahí en adelante, a veces soñaba a esa Morra como la Morra original. Este post podría estar mejor redactado, perdón, lectores imaginarios y anónimos. Así me fui,durante meses hasta llegar a la boda.

Tienen que entender, he soñado cosas que luego se han cumplido. Me gusta, me da alegría. EsteGuey y Morra posiblemente se gustan, puede que hasta haya algún tipo de onda flirteo, pero no están juntos ni son ningún tipo de pareja y eso, sépanlo, me emputa.

domingo, junio 21

Hace días tuve un sueño bien vergas.

Soñé un montón de tonterías y de repente, Fulanito llegaba a mi casa para irnos a la prepa. Oh sí. Hablábamos un poco, él decía tener hambre, yo me ponía a comer sopa de fideo, él se quedaba con cara de "Muuuy bien pero, tengo hambre"; yo subía a cambiarme de ropa, él seguía con la misma expresión facial. Entonces, yo no encontraba mi maldito uniforme preparatoriano y no le encontraba lógica...¡A menos que fuese inicio de ciclo escolar, duh! Eso debe ser, me dije, y le dije a Fulanito, quien para ese momento me estaba contando otra vez que tenía hambre, y que si no nos íbamos pronto, no alcanzaríamos a comer como es debido.

Total, me puse una faldita gris y una blusa blanca, baje, Fulanito preguntó si por fin, y nos fuimos. Llegamos a la prepa, la misma de la vida real, y mientras Fulanito me tomaba de la mano, se me ocurrió ver el reloj para decir "Me parece que ya no llegué a la primera clase." Fulanito dijo "Mejor ¿no?" Obviamente fue entonces cuando Fulanito me jaló y me dio EL beso. Super beso, de verdad. Ahí voy a preguntarle qué tiene y él responde que hambre "Bueno pues :)"

Nos fuimos a esta pequeña casa, entre recién abandonada o, simplemente, muy antigua, con ventanas ENORMES, camas pequeñas y, obviamente, ninguna cocina pero sí un comedor. Ya no hice preguntas tontas, sólo lo besé mientras él me quitaba la blusa y acariciaba mis piernas, para entonces comenzar a besarme las tetas. Se sentía bastante bien, al grado que no sé cuándo desapareció el resto de la ropa, pero sí sé que me serví más sopa de fideo.

Fulanito... Fulanito estaba encantado, yo diría, pero ya con demasiada hambre. Entonces, me puso sobre la cama, boca arriba, me mordió las piernas, lamió los labios, jugó con un par de dedos entrando en mi vagina, que luego reemplazó con su pene. Claro que tuvimos sexo, ¿qué más pueden hacer adolescentes  hambrientos en una casa vacía?

Lo hicimos una vez, luego otra y después pasó algo con las ventanas y algunos morritos de prepa, pero Fulanito los mandó a chingar a su madre y seguimos con lo nuestro. Eso, hasta que me dio sueño. Me acosté boca abajo en la cama, bostecé, él me dijo que durmiera un rato, había tiempo.

Cuando desperté, ya no estaba en la casita recién abandonada. Ni en la escuela, ni en mi casa. Estaba en un parque, acostado en el suelo y muy desorientada. Recordé lo del uniforme y decidí preguntar, vía chat de fb, sí era necesario/obligatorio llevar el uniforme al día siguiente. Seguí viendo mis mensajes, buscando a Fulanito, sin obtener respuesta clara de mi gran duda...y entonces caí en cuenta que esas personas, ni habían ido a la prepa conmigo, que ya ni siquiera estoy estudiendo y que, entonces, todo había sido un puto sueño. Uno muy real en sensaciones, pero sólo un sueño. Fue cuando vi que venía Fulanito y sentí mucho calor y algo parecido a vergüenza por lo que soñé.

Fulanito estaba así de tomarme la mano, justo como antes DEL BESO...y entonces desperté para darme cuenta que tuve un sueño dentro de mi sueño.

De verdad estoy bien enculada con este sueño.

sábado, junio 13

Todos los días desde la última vez que

tuve insomnio; me tragué palabras y lágrimas; me autodecépcione; alguien me llamó fuerte y eso me hizo sentir débil; sentí ganas inmensas de llorar, intenté llorar y sólo salieron un par de lagrimas; sentí la ansiedad y el pánico formarse en mi pecho; se me hizo un nudo en la garganta de tanto para decir, fumé, empecé a cantar en la ducha y terminé sentada en el piso llorando; decidí no simplemente aceptarlo sino también reconocerlo... vuelven las cuentas a zero. No me siento más ligera pero creo que es mejor eso, reconocer que vuelve a zero. No es competencia, ni carrera, es la vida. And I'm doing everything I fucking can and I know it.

sábado, junio 6

Numb3rs

Un amigo está "ligando sin querer" con una cabrita loca tipo ivie de 18 años.
¿A dónde se fue mi juventud?

Les explico que este mini post viene de un post en tumblr. Decía que no hay que pensar las relaciones con diferencia de edad en años, sino que, en porcentajes.

Por ejemplo, y estoy intentando tener los porcentajes bien, una relación entre alguien de 20 y alguien de 35: 15 años de diferencia. El 75% de su vida. Encuentro poco probable que alguien esté leyendo y pensando que esa diferencia es poca. Si fuera una relación entre alguien de 90 y alguien de 75, esos 15 años serían sólo 20% de su vida. No es taaaanto. Sobre todo si tomamos en cuenta todo lo que sucede, generalizando, durante nuestros 20-30 años, esos años de diferencia le dan una enorme ventaja a quien sea el mayor.

Este post también viene patrocinado por Timehop. El Timehop es uno todo corazonesEnLosOjos.jpg por una relación que comenzaba. Duró poco. Por lo general la pienso como muy bonita y sé lo mucho que quise a la persona. 

Pero, verán, esos 15 años de ventaja, te dan para controlar la vestimenta, amigos, tiempo y reacciones de tu novia, sin que ella siquiera note que hay algo extraño en eso. El mensaje tan claro de que una relación con golpes, es abusiva, lleva a la novia a pensar que eso extraño en su relación, no es abuso. Pero lo es, carajo. Golpes, empujones, gritos, hacerte sentir mal, decir qué usar y cuándo, el millón de cosas que mi contexto me impide siquiera imaginar, ¡todo eso es abuso!

Ser joven y, aparte, que te juegue alguien mayor...

jueves, mayo 28

62.400 repeticiones hacen una verdad.


Tenía la idea de que es cita (Un Mundo Feliz, Huxley, 1932) era con 39,000 repeticiones, pero eso no es lo importante. Tenía 23 años cuando mi último beso. Tengo 24, y fue pocos días antes. Podría recordar que día fue, pero me basta recordar una canción, una pregunta y la sensación completa de esos besos. Estos besos. ¿Qué les digo? me parece patético extrañar, más que una vida -o tan siquiera una ciudad- a una persona. Y cuando el específico son besos... ya mejor no les digo. Tuve un pez que saltó de su pecera, viene a cuento de un whatsapp que me recién me llegó. Cometí un error en semana santa y las consecuencias, aftermath que les digo, me duraron un mes. O hasta hoy, porque esto se parece mucho al exceso de hormonas locas. Lo importante es decir que toda la vida me han mentido: lo importante son las nalgas y no las tetas. Y creo que me han mentido doble, al decirme que bonitas/buenas nalgas.

Estoy convencida, una foto así es igual que una en bikini.


sábado, mayo 23

Checkpoint

A point in a video game at which a player may restart if their character is killed or they lose the game.

Un día se me ocurrió que la vida debería incluir algo tipo checkpoint para memorias. Cada determinada cantidad de años, uno debería poder decidir qué memorias quiere conservar integras, de cuáles quiere sólo el vago recuerdo, y aquellas que ya no quiere. Habría que tener reglas, por supuesto. No van los ingenieros a olvidar todas las matemáticas. O los escritores a olvidar las reglas de puntuación. O los padres a olvidar la primera palabra de cada hijo. En todo caso, esas vendrían por default en cada checkpoint
Pero me imagino, poder recordar cuando aprendimos a caminar, o la primera vez que vimos la lluvia, todas las veces que vimos a aquel familiar quien murió cuando eramos muy pequeños. Mantener por siempre el sentimiento de aprender a hablar, o recordar lo mucho que nos costó aprender a hilvanar palabras. Sería bonito conservar por siempre lo bueno, lo que a veces vamos olvidando y no por ser irrelevante; es tanto lo que contiene una vida ¿cómo no perder pedacitos? ¿cómo no querer conservarlos?
Supongo que en mi universo no existe el alzheimer como enfermedad. Tampoco se me ocurrió un Eterno resplandor de una mente sin recuerdos en la vida real. Aunque sería útil poder ir y olvidar a quien nos ha olvidado, igual que se podría olvidar los malos libros o las malas películas. El tiempo que invertimos en ellos no va a regresar, pero mínimo ya no tendríamos el mal sabor de boca. Mientras escribo esto, se me ocurre que alguien pudiera ficcionar esto, y entonces yo querré olvidar que fue mi idea primero.

lunes, mayo 18

Invariabilidad

“Sólo estaba paseando a la perra.” No era su perra, un amigo había salido de viaje por trabajo y le pidió el favor de cuidarla. Le dijo que no tenía que sacarla a diario, bastaría con dejarle agua y comida al alcance, y dejarla estar en el patio. Pero ella se sentía mal por dejarla tanto tiempo sola, así que casi a diario volvía del trabajo, comía algo, descansaba un poco, se cambiaba de ropa por algo más cómodo, y salían a dar un paseo. Ella lo disfrutaba y parecía que también lo hacía Laika.”No era rusa pero se llamaba Laika. No, se llama. Aún la escucho ladrar.”  
Era agradable, era un paseo, era diario, era rutina. La rutina no es mala, aunque muchos le teman; muchos otros se aferran a ella por ser lo único confiable en sus vidas. Uno puede incluso olvidar la posibilidad de eventos que lo cambian todo, y no es extraño que mientras paseas a tu perro, alguien se acerque a decirte lo bonito que es, a preguntarte su nombre, o a cualquier cosa. Al menos ella no estaba pensando "Mientras él me cuestiona en un parque semi-vacio y mal iluminado, su cómplice llegará por detrás, pondrá una pistola contra mi espalda y ambos dirán que mi suerte se acabó." Hace horas se le acabaron los horarios, ahora hay golpes, gritos, amenazas y lagrimas incontenibles en sus ojos. Se acabó la seguridad y el confort de la rutina.

lunes, mayo 11

Bad habit

Sólo sabía que seguía  una canción, pero dos opciones me hacían sentir patética por este cansancio repentino pero razonable. Tan anunciado como inevitable, así nada más por cómo soy. No es una mala excusa, es un hecho.  Son momentos en los que, más que doler, molesta; como la pestaña que se mete al ojo, cuya sensación persiste después del momento.

lunes, mayo 4

Sleep It Off Again

No puedo recordar una época en mi vida durante la cual pudiera dormir fácilmente, sin dar mil vueltas en la cama o sin despertarme pocas horas después, para entonces dar dos mil vueltas de frustración.
Escuchar música me ayuda, pero se me olvida, como si enserio no me conociera. Durante un tiempo, cuando recién me mudé a otra ciudad, sólo podía dormir si dejaba música sonando. Nunca le dije a nadie, ahora que lo pienso.  aunque varios saben y dudan que en verdad escuchar metal, me hace dormir mejor. Lo hace.
Insomnio, lo conozco.
Pero ha pasado un tiempo, medido en meses, que no es un problema. Y eso sí es un problema porque ahora cuando no puedo dormir, me da miedo y casi siempre lloro. ¿y si regresa? Si ya fue la calma antes de la tormenta, si la ansiedad, si la inercia, si esos sentimientos, si todo viene a mí como bola de nieve...  What if you-I don't have the strength?

Lun, 6 abril. 3:4x am
La única razón para no publicar inmediatamente es que publiqué hace horas, y también ordené un montón de post para publicarse y.... Pues, ajá, me gusta mi orden.

jueves, abril 30

Anhelos

Hay noches en las que el cansancio es tal que solo quiero dormir. Sin embargo, el sueño desaparece en cuanto mi cabeza toca la almohada. Estoy despierta en medio de un batido de recuerdos e ideas que sólo me hacen llorar. Sigo cansada, así que no pienso en huir, no pienso en realidad. Puedo sentir las lágrimas rodando de mis ojos a mis mejillas, pero no sé por qué lo hacen. Puedo escuchar voces en mi cabeza, ni siquiera parecen hablar de mí. Sobre todas las cosas, siento un cosquilleo en las manos, en los dedos que se estiran buscando, primero, mi teléfono y, segundo, tú número en la agenda. Las opciones son llamar o dejar mensaje. Tú sabes que no lo hago, no tienes llamadas mías en la madrugada, aunque en ocasiones sí tienes mensajes que me gustaría dijeran que quiero hablarte. Tampoco sé qué diría si te hablará, o que dirías tú sí te descubres contestando mi llamada. 
No lo hago, lo sabes. 
No sabes que cada que no lo hago, casi lo hago.

sábado, abril 25

Bloodstream

Doy la vuelta y ahí estás. Te observo sin siquiera parpadear y debes saber que estoy pensando en si eres real o una alucinación más. Es poco probable que estamos tan cerca y me da miedo ilusionarme con un espejismo. Bajo la mirada, pretendo que no pasa nada y entonces llegas tú, tan improbable como imposible. Me abrazas tan fuerte e imagino me lees la mente y sabes que necesito saber que no es otro sueño mío donde tú llegas de repente, sólo para de igual manera irte. Te puedo sentir, y no sólo flotando en mi mente y en mi sangre. Son tus brazos en mi cintura, tu aliento en mi cuello, tus palabras en mi oído. Entre toda la gente, contra todo pronóstico: tú.

lunes, abril 20

En la vida que sueño contigo

Vivimos en cinco ciudades distintas, mismas veces que cogimos.
 En la vida que sueño contigo, estas casado esperando un hijo; tu esposa tiene nombre de flor y les tomó siete meses de sueños comprometerse.
 Te encontré el día de tu boda, mi compañero de turno y yo te deseamos feliz vida. 
Cuando entraste a la iglesia, él preguntó quién eras pues yo tenía cara de haber visto un ex, o fantasma que a fin de cuentas son sinónimos. 
Sonreí al decir que eras sólo un amigo, una exageración tanto en esa vida que sueño contigo, como en la realidad que escribo.

miércoles, abril 15

Cobarde

(Para ser muy, muy justa, quiero primero decir que esta minificción habla de intento de violación, no es gráfica en ese respecto, pero igual yo aviso.) 

Había una vez una jovencita estresada por LOS Finales. Ella vivía a una cuadra del bar hipster bohemio de moda, así que ni lo dudo cuando los amigos habituales, dos hombre y una mujer, la invitaron ahí un viernes. Pensó, unas cervezas, una botana, plática amena, risas y unas horas de no pensar en La Vida.

Ya estando ahí, se tomó el equivalente a una jarra de cerveza, más o menos un litro y un poco más. Sólo un amigo le seguía el ritmo. La otra mujer en la mesa, quien no parecía interesada en estar ahí, preguntó si querían ir a una fiesta, de preparatorianos; los más bebidos preguntaron si había alcohol y si era gratis. Terminaron todo tomando un taxi, haciendo escala en cada del amigo sobrio, vaya usted a saber para qué, y luego tomando otra taxi para llegar a la fiesta, en la que sí había alcohol gratis. Alcohol, un garrafón con poquita agua de sabor, y mucho tequila, o whisky, o ron, o vodka. Por más que la jovencita y los dos amigos tomaron, no identificaron qué estaban bebiendo. La otra mujer realmente desapareció por el resto de la noche.

Vaso en mano y muchas ganas de hacer tonterias, los tres amigos entraron a una habitación en donde se jugaba póquer de prendas. “¡Qué divertido!” dijeron los más bebidos. El otro amigo, no lo consideraba tan buena idea. Tal vez no era póquer, tal vez era manotazo, o el juego de la oca, lo importante es que ya había personas en calzones, personas en calcetines, y que la jovencita de esta historia y su amigo el ebrio, no tardaron en perder camisa y pantalón. Pero era divertido, para él por que alcohol gratis y, para ella porque definitivamente ya no estaba pensando en finales ni en graduaciones.

 No le pregunten a la jovencita que pasó después, les dirá que abrió los ojos en la cama de su amigo, toda la ropa bien puesta y él dormido; volvió a dormir, era un panorama habitual. Tal vez les diga que perdió un suéter y la pantalla de su teléfono, pero no sabe cómo sucedió y sus amigos se quedan muy callados cuando les pregunta.

El amigo ebrio les dirá que ni siquiera él intenta algo con una persona tan claramente totalmente ebria y no consciente, les dirá que la abrazó hasta quedarse dormido pensando en que podría haberla cuidado más. El otro amigo, dirá que por suerte no estaba sola, que más afortunado fue que alguno de los tres siguiera relativamente sobrio, que no sabe si contarle a la jovencita lo cerca que estuvo de violarla un tipo.

viernes, abril 10

You wear the sun

Era oficial, el sol la odiaba tanto como ella odiaba el sol. ¿Cómo podía ser tan brillante? Llevaba puestos sus oscurísimos lentes de sol y de todas maneras lo sentía, le molestaba, hacía que le dolieran los ojos, la cabeza, ¡todo! Por supuesto que no era efecto de su resaca. El sol la odiaba.
pero sus profesores no entenderían razones, y muchos menos una como esa, así que entonces ahí estaba ella, en la escuela, a las 8:30am de un sábado, lista para entregar uno de los últimos proyectos del año. Iba a matar a alguien si el profesor no aparecía pronto. O si el sol continuaba odiandola. O si nadie aparecía para hacerle compañia.
-No sé que de toda esta escena me sorprende más. Te ves terrible.
-¡Tengo lentes puestos!
-De todas maneras...
-¿También tienes proyectos que entregar?
-Dos.
-¿Qué hicimos para merecer esto?
-Tú ,enfiestar demasiado.
-Eso nisiquiera es posible.
-Igual q -Su amigo no terminó de hablar, un mensaje en su teléfono lo distrajo. Pasa suficiente tiempo con él como para saber, sólo por su expresión, de quién es. En ese momento, recuerda que ella estaba en aquel bar anoche, incluso se saludaron inicialmente, pero después... -Eh... ¿Qué te estaba diciendo?
-¿Cómo te va con Violeta?
-...¿Cómo sabes...cómo ...di.....?
-Te conozco.  Ustedes... -Preguntar era raro y hacer pausas quizá aumentaba la incomodidad, pero después de verla en el bar, bailando con un hombre, besando a otro y dejándose tocar por un tercero... -No son novios.
-Pues, estamos saliendo. Ya sabes, conociéndonos mejor, en plan pareja. -Oh...Oh,no... -Es tan encantadora, tierna... A veces hasta la percibo muy....dulce ¿sabes? de esas personas que inspiran
-¿Poemas, canciones e historias? - Ella estaba pensando en historias, historias sobre un bar supuestamente elegante en donde algunas personas iban a tener sexo, cuasi orgias. Pero su amigo no estaba pensando lo mismo, o eso esperaba porque sería increíblemente raro si luego él fuese...a ese lugar, a hacer eso....
-Sí. Es encantadora y disfruto el tiempo a su lado, disfruto que en realidad es tímida y se sonroja fácilmente, con toda la inocencia del...- No es consciente de la reacción que esas palabras le provocan, pero no importa porque su resoplido casi risa ha causado que su  amigo deje de hablar y la vea con una mirada confusa.
-Yo... esto...
-¿Qué? ¿Qué puedes tener que decir para esa respuesta, si ni la conoces realmente? Nunca has siquiera hablado con ella, fuera de saludos cordiales ¿o me equivoco? -No se equivoca -No juzgues a personas que conoces. Primero tratala, descubre cómo es realmente y luego tal vez
-¿Sabes algo? Tienes toda la razón, no la conozco realmente, no puedo decir nada sobre ella. Siempre hay tanto que aprender de la gente, tantas facetas, tantos pequeños detalles que nos hacen únicos... -Se quedaron viéndose en silencio, con más incomodidad de la soportable, incluso para ellos que casi siempre terminaban teniendo charlas incómodas. No sabía que más decir, sabia que no era su lugar decirle lo que había visto, además tal vez había sido algo de una sola noche. O tal vez sea su verdadera personalidad. -No se puede juzgar de lejos o por conocer sólo un lado. Creo que mi maestro ya está en el salón, así que mejor voy.
-Si, igual para mí. Entonces, bueno, vaya... Suerte, con tus trabajos.
-Suerte. Nos vemos.
---FIIN

En caso de que alguien este curioso de esa escena mencionada del bar, escribí una parecida, inspiración paralela a esta historia, y pueden leerla en tumblr

domingo, abril 5

"¡Detente corazón!"

"¡Detente corazón!" más el grito fue en vano, ya había el corazón atado al cerebro, ya reinaba para efectuar al mismas viejas estrategias que siempre terminaban en ingesta de alcohol y cigarros para justificar las lágrimas. El corazón ya no pertenecía al humano que habita y, siguiendo la historia de siempre, el nuevo dueño ni enterado estaba.

domingo, marzo 22

Cosas obvias que son obvias.

Owly Image

iviE del pasado, eres tan chistosa :)
Si desde el principio supe que no. Por esto, por aquello, pero siempre me va a dejar pasar. Y pues, ¿qué se le hace?

viernes, marzo 20

Long over due everything

Es chistoso y molesto cuando te cuesta hacer   algo que todos asumen que ha es. Una de las cosas que más me cuesta hacer es aceptar dinero de mi papá. Sí, él  pagó mi escuela y muchas, muchas cosas más. En mis segundo año universitario, tuve una infección en la encía/muela/etc; me quedé completamente sin dinero porque la urgencia no dejaba otra opción más que pedir y gracias, pero no.
Cuando recién anunciaste que por fin tenias un trabajo que te permitía no necesitar dinero de tu papá, sólo para ser despedida unas semanas después y tener que anunciar que no tienes manera de seguir llegando a fin de mes..Y luego  tienes  LA peor entrevista de trabajo y no encuentras opciones mientras que el  calendario parece burlarse de ti, porque tu cumpleaños 24 va a llegar y tú estarás sin dinero, sin empleo y siendo, para tus expectativas y en todos los aspectos de la vida, un completo fracaso... Entonces, la soga de alta tensión,  por la que caminabas, se rompe al tiempo que la red de seguridad, esa que por tantos años resistió, se revienta y tú caes directo y sin escalas al fondo de todo. Todo es todo. Pero está bien porque, que ganas de estar en sosteniendo mil pedacitos. Sabiendo que no puede ser borrón y cuenta nueva, no esperando eso sólo... espacio para respirar que venga a ti naturalmente y no porque estás hasta el tope de pastillas. Eso, que suele darse por sentado.

domingo, marzo 15

De la forma más romántica

Puedes esconderte detrás del maquillaje e incluso puedes esconder tu instagram fijándolo en privado. El maquillaje se siente como una máscara y cuando ya no sales ni a la tienda, que está a tres casas, sin retocarlo, no admitirás que tienes un problema. Tus fotos etiquetadas serán sólo para tus ojos, y los de tus amigos claro, pero nada de tener la foto de perfil en público, aunque ahora ya se puede ver en grande por personas ajenas a ti. Tus pie de foto avocaran por la belleza interna que todos tenemos, y la externa que debe ser al natural, y nadie, realmente nadie, señalará que tu usas más maquillaje que cuando estudiabas teatro, sólo dirán que eres bella y tú creerás los comentarios mientras decides la ropa y el maquillaje, nada sencillo ni natural, del día siguiente. Porque eres hermosa, porque no te escondes, porque te expones al mundo tal cual eres, de no ser así, no escribirías ficciones eróticas en donde relatas actos que nunca harás, pero que reflejan totalmente tu personalidad al estar construida con las palabras más pomposas y menos usuales que te sepas.

domingo, marzo 8

Danoninos como prueba de sexualidad

Lo mejor es que, estoy convencida de ello. No sólo de que todos los niños deberían comerlo sin cuchara, que sí, sí deberían. Si no de que esa preferencia, refleja la preferencia.

El Danonino es un yogurt ¿para niños? que viene un unos vasitos rosarojos, y creo que hay unos morados. Una sugerencia  de uso, o algo que la gente simplemente hace, es meter un palito de paleta en el vaso cerrado y meterlo todo al congelador. El resultado, una deliciosa paleta de yogurt, que te comes a chupadas porque no cabe toda dentro de tu boca; al menos no en un principio.

Otras personas, se lo comen con una cucharita, de a poquito, sin prisa. Estoy segura también de que estas personas, están todo el rato pensando que debieron comerlo congelado. O no. O tal vez sí, debieron. Re-deciden al tiempo que se lo terminan, jurando que la próximo vez; pero sólo vuelven a repetir el mismo tal vez.

Entonces llega lo de sin cuchara. Porque es divertido, para niñxs y adultxs, meter la lengua e intentar sacarlo todo. Por eso mismo, es una creencia que los niños deberían comerlo sin cuchara, como para que desde pequeños sepan mover la lengua y ser de esos novios que saben lo que hacen. Así empezó mi creencia, con la creencia de que un danonino sin cuchara, prepara niños para ser amantes. ¿Y sí te lo comes con palito? A mí me gustaba, me gusta, en palito-paleta-todo en mi boca. No es que el vasito/cuchara me de asco... pero algo así. Sólo sé de alguien que se lo comía sin cuchara y le resultó. Entonces, después de una ardua investigación, declaro que los danoninos son prueba de sexualidad. Ajá, ajá.


pd: no sé ustedes, pero yo sí extrañaba mis post tontos.

miércoles, marzo 4

past future present blogs

Este post lo publiqué hace un año exactamente, en el otro blog. En el momento no pude terminar la lista pero aquí voy a intentarlo.


Vagabundeando por internet me encontré este post http://majaderiaenmexico.blogspot.mx/2011/04/yo-no-se.html

Y todavía no paso del primer punto porque de 6 escuelas que estoy considerando, 4 son de publicidad. Las otras 2, en realidad no las estoy considerando.
Muy se vale ¿no? Yo creo que sí. Y también, hace 10años que ivie se posicionó en "letras" y yo no sé cómo explicarle a esa niña deprimida con tantísimas cosas que aprender, que sí... pero no. Ahora que lo pienso, me gustaría explicarle que no se enoje con sus tíos, que un día los va a entender, que tiene unos hermanos geniales. Luego otra vez no va a entender a sus tíos, pero comprenderá que cada quien vive a cómo puede, o sabe, o le resulta cómodo. 

Tampoco sé cómo explicarle a la yo de hace 9 años que aunque sigue muy triste, están por llegar a su vida los mejores amigos que nunca pidió. Que siguen hasta el día de hoy a pesar de tantas cosas. Tampoco le sé explicar que tantos años después, a su papá lo van a operar ccuando muchas veces dijeron que no era nada, pero sí podría decirle que en cada parte del proceso, esos mismos amigos van a estar ahí con ella, aunque ni les diga nada.

martes, marzo 3

You're all i don't need

(el titulo de este post no hace referencia a mi interlocutor)

17/03/2013 19:15
escucho Radiohead... ohh Radiohead
tengo un problema con ellos


17/03/2013 19:15
Ivie Mar Laguna: te pone triste?

sí S: te lo dije una vez, pero sentí que debía repetirlo

a mi ya no me pone tan triste

y eos? eso*?

no lo sé realmente

17/03/2013 19:20
Ivie Mar Laguna: aah bueno
esta todavia hace efecto
a veces




 26/02/2014 20:49
escucho the national anthem!

Ivie Mar Laguna: lana del rey?

no D: Radiohead D:

radiohead me deprimía...o deprime...o algo y son contaditas las qe escucho

¬¬ señorita: hace 6 meses le conté que Radiohead me deprimía, y usted me replicó que a su persona ya no le hacía tal efecto

hay hace 6 meses exactos!? (este es un post para probar que no eran 6 meses! oknoesparaeso igual, cuando lo dije estaba todavía algo como enamorada, sólo que de otra persona...)
porqe si son exactos...nada te deprime cuando estas bien enamorada y correspondida ...pero igual lo puse en pasado jaja e igual sigue siendo vverdad qe son pocas las qe escucho

domingo, marzo 1

Tomorrow we elope

Hoy somos dos extraños viviendo en extremos opuestos del país que sólo se han visto en un monitor.
Hoy somos dos personas que deberían conocer a alguien local y dejar esas tonterías de estar enamorado de alguien que vive demasiado lejos.
Somos esos a quien todas las personas se sienten con derecho de llamar inmaduros y fantasiosos por sentir algo por alguien que no podemos tocar.
Los locos que platican hasta tarde y todavía sienten la necesidad de hablar en cuanto despiertan.
Los alucinados para quienes un par de días sin platicar vía webcam resulta increíblemente insoportable.
Hoy somos dos extraños y es una coincidencia que ambos estemos empacando para un viaje del que no hemos hablado con muchas personas. No es coincidencia que nadie sepa de qué se trata en realidad.
Hoy somos dos extraños que mañana viajarán a una ciudad extraña para ambos en donde nadie pueda juzgarnos nuestra decisión de compartir una vida.

miércoles, febrero 25

Viento a favor

Justo cuando va a decidir, viene a su mente el recuerdo de 4 años atrás, con otra persona en mente, con desastroso resultado. Aquella vez, dos años de relación le impedían pensar en algo distinto a un futuro los dos juntos, casados, felices y contentos hasta cuando no. Recordó la emoción que sentía al pensar en el matrimonio, en despertar con ella cada día, con ella y los eventuales hijos; le daba miedo, pero también un sentimiento de paz, de que era lo correcto. Sin embargo, aquella vez no llegó a comprar el anillo, una emergencia familiar se lo impidió, coincidiendo con un cambio en la actitud de su novia, cada vez más ocupada y menos cariñosa. Cuando por fin tuvo de nuevo el dinero para la argolla, ya no tenía la ilusión. Siguió con ella un par de meses, hasta que se estrellaron. Todo eso recuerda en un segundo que dura lo suficiente para que la encargada de la tienda le pregunte si se encuentra bien. Señala un anillo, respira profundo y sonríe. Esta vez es otra persona, otra circunstancia, es el presente que no se repite y que no va a dejar pasar por estar viendo haciendo atrás.

sábado, febrero 21

Sólo tú

A veces se acuerda de su gran amor, ese que no fue para siempre, el que terminó dejándola con cajas y cajas llenas de recuerdos. A veces piensa que así debe sentirse una viuda, pero al menos ellas pueden hablar de sus esposos muertos y rara vez les dirán “súperalo”. Ni siquiera se trata de que lo extrañe, o lo quiera de vuelta. Sabe bien que esa relación terminó, murió lentamente y fue lo mejor. Sucede que esa relación duró diez años. Diez años cuando tu edad es 25, no es poco ni es mucho, es bastante. Son tantos los recuerdos, tantas las memorias, tantas las maneras de perderse en ellas. ¿Qué se hace con ellas? Los regalos, los recuerdos físicos se pueden tirar, o conservar a conveniencia, pero algo tan intangible como la memoria ¿quién la controla? ¿quién realmente vive una década sólo para terminar ignorando cada momento, cada recuerdo, cada pequeño detalle?

martes, febrero 17

16 de 365

Escribo palabras en líneas dentro de mi imaginación ya que no vienen a mi cuando estoy sentada frente a una página en blanco. Me levanto para guardar la ropa lavada en el día y entonces se me ocurre que el tiempo se repite, que no importa que no escriba a diario, ya todo está escrito. Mejor o peor pero existe ya. Los deseos de una niña con Leucemia, las canciones que llevan a alguien a suicidarse, la historia de una guerra por una mujer que no lo merece, la frase anterior a mitad de una canción, la relación entre jefe y empleada, el despertar sexual de una quinceañera y la inducción al sado de una licenciada, hasta la comparación entre todas esas historias ya se ha escrito. Doblo calcetines, organizo brassieres según el arcoiris y meto calzones en un baúl que fue centro de mesa en una fiesta infantil. Las palabras siguen danzando en mi mente, su fiesta terminará cuando yo terminé de colgar blusas y suéteres y vuelva a sentarme enfrente de esa hoja sin rayas.

sábado, febrero 14

Fue la reina

Salta por la ventana pero asegúrate de caer en la rama dorada plateada de ese árbol. Con las manos, muévete tres espacios a la izquierda y suéltate para caer en la casa vertical del perro. Encoje las piernas y camina hasta que haya una esquina que doblar, ahí podrás estirarte mientras bajas tres escaleras de caracol, cada una empieza donde termina la otra, pero no te bajes la cuarta o volverás al cuarto de la ventana. Camina diez pasos, da tres brincos, esquiva los perros aunque no temas, acaricia los gatos, besa el conejo, toma el té, tira los panecillo, sube al reloj de cu-cú, cuenta hasta mil, cierra los ojos y despertarás en tu trono de concreto, con tus súbditos y tu corte real observando. Serás la feliz reina del mágico país mientras, en aquel cuarto, personas observaran por la ventana tu cuerpo estrellado contra el concreto.

martes, febrero 10

Bsides

Lado A
No podía creerlo. Había visto en películas que acercarte a una chica, una amiga para decirle las ganas que tenias de acostarte con ella, era algo que salía mal. A veces no en el momento pero después, siempre había consecuencias. De todas maneras se armó de valor para decirle ¡y ella había respondido que tenía las mismas ganas! Ya había pasado un mes y no había consecuencias, estaba todo bien, en paz.

 Lado B
Le gustaba ese chico, de verdad le gustaba. Cuando se acercó a ella y le dijo, no pudo pensar en decirle lo mucho que había pensado en una relación con él. Se había emocionado tanto que sólo pudo decir que sentía lo mismo, las mismas ganas. Lo conocía para saber que no era de esos chicos malos que se acuestan con una distinta cada semana, que no hablaba mal de nadie y que sus relaciones había sido serias. Ni siquiera había rumores de algo malo. Podría empezarlos ella, después de tener relaciones no la llamó, ni buscó, ni tocó el tema; realmente llevaba un mes comportándose como cualquier patán y ella sólo podía pensar que era su culpa, por acostarse con él sin pensarlo, nada más por qué lo quería.

sábado, febrero 7

Mixtape

Tiene los labios mordidos y el culpable es él. Que no la ha mordido, todos lo sabemos. Que se muerde ella sola de lo nerviosa que la pone, él lo sabe y la sigue tratando igual.
--
La primera vez que no corrió, ni huyó, ni pusó pretextos, juzgó por acciones pasadas de otras personas…La primera vez que, en resumen, se dejó llevar por el sentimiento, intensamente y sin miedo, obtuvo como resultado final un “No te quiero lastimar, pero no siento lo mismo. Ya no.”

martes, febrero 3

Todo lo puedo culpar a mi buena memoria

...aunque yo diga que tengo mala memoria. Para cosas de exámenes, nunca se me dio, aunque las fórmulas, de matemáticas, física y contabilidad, no se me volaban en el momento. O casi no lo hacían. Pero hablo de esa buena mala memoria que, al mencionar un pastel y un chocolate, me recuerda el chocolate de la primera vez, el eufemismo y el pastel que nunca llegó. Corte espacial a una fogata, y a una pulsera olvidada. Nunca a Placebo, aunque siempre a Placebo, en la primera vez, el día antes de la pulsera y mientras escribo. Volviendo al pastel, el recuerdo de una caguama modelo tamaño familiar, 5 minutos después de haber tosido como perra y una media hora después de haber dicho Estoy tomando antibiótico. Caguama es cerveza, cerveza es alcohol, y ron fue lo que tomé antes de viajar y enfermarme de faringitis, o laringitis ¿ven la mala memoria? Recordar las inyecciones, me recuerda el ron otra vez, y el regalo que di, un disco empaquetado en una bolsa de cookies and cream, como el de la primera vez. Un disco que resultaba casi imposible y que aún conservan aunque lo haya regalado yo. El vestido que llevaba, y ahora recuerdo en qué otro día lo usé, recuerdo el salón, los compañeros, la no broma, la platica, la cercanía, ver a las palomas otro día, uno en que no usé vestido, la sutil pedrada, esta otra sutil pedrada.


Los siguientes dos párrafos, también son culpa de la buenamala memoria.
Ese artista, años después, tocando mientras frente a mi alguien fumaba y tomaba fotos, me tomaba fotos. Ese alguien ahora está de verdad contento y feliz (y comprometido) con la chica de la guitarra esa que soñé. No, en realidad no es ella, sólo que después de la pulsera, después de terminar, soñé con ellos y en el sueño dije ¡La chica de la guitarra, la que he estado soñando! pero no es, nunca la he encontrado. ¿Qué les decía? De la mención de un pastel y un chocolate, al recuerdo de la chica flor que ahora sueño. De ella a las flores en general, a Sonora, a UMI. Del miedo al compromiso y cómo convertir malas decisiones, en decisiones a secas.

Littlest Things de Lily Allen me hacía llorar hace un año, más o menos, y debería ser el titulo de este post. La vuelvo a poner mientras recuerdo las cocheras, las salas, las cocinas, las camas, la cama que no recuerdo del todo, el pastel que no tengo, las lagrimas estancadas, las risas malbaratadas, las caricias legítimas, los besos, los dulces, los bubulubus, la carretera, Caramelos de cianuro, los hermanos, la familia, el desamor y todo lo que se quedó fuera de este post.

domingo, febrero 1

Cornerstone

Thought I saw you in the battleship
But it was only a look-a-like
She was nothing but a vision trick under the warning light 
She was close, close enough to be your ghost
But my chances turned to toast When I asked her if I could call her your name

I thought I saw you in the rusty hook
Huddled up in wicker chair
I wandered up for a closer look
And kissed who ever was sitting there
She was close, and she held me very tightly
'til I asked awfully politely, "Please Can I call you her name?"

Tell me where's your hiding place
I'm worried I'll forget your face
And I've asked everyone
And I'm beginning to think I imagined you all along

viernes, enero 30

An ocean apart

 Hace días iba en un camión urbano y al momento de bajarme, un tipo se me acerca y me pregunta mi nombre, a dónde voy, y si tengo whatsapp. Argumentó a su favor que no me estaba siguiendo, ni era un acosador loco o persona violenta; yo por mi parte argumenté que simplemente soy muy mamona como para dárselo. Su argumento antes de desearme un buen día y despedirse, fue que si nos encontramos de nuevo, entonces sabremos que es su destino tener mi whatsapp. Supongo que acepté porque ¿cuáles son las posibilidades de verlo nuevamente? Esto no es una película de Linklater.

Before Sunrise cumplió 20 años en enero 27. Hay personas que creen que la trilogía de Before... no podría suceder en estos tiempos, no ahora que existe facebook, twitter, instagram, snapchat, kik, line, hangouts, whatsapp, y un larguísimo etcera que dan la ilusión de una sociedad que vive en internet. El señorito me pidió mi whatsapp y es tal vez lo que Jesse haría hoy en día. En lugar de un día en Viena, un número de teléfono pensando en estos tiempos, no en 1994 cuando lo común eran teléfonos sólo en casa, o públicos, en caso de requerir llamar. ¿Eso funcionaría? ¿De qué hablarían? 

Pensemos que al final de Before Sunrise de estos tiempos, Jesse al final le pide a Celine su Facebook o whatsapp. Digamos también que ella se lo da ¿y luego? justo como dicen en la película, al principio hablarían todo el tiempo y luego menos y menos, a medida que se fueran volviendo en algo real, no una parada aventura en un país extranjero. Se verían en línea, se reclamarían tal vez, y tendrían esas incómodas pláticas de "Hola ¿cómo te va?" No pasaría nada más.

O imaginemos otro escenario, uno donde la intensidad no disminuye... pero tampoco lo hace la distancia. Él en Estados Unidos, ella en Francia. Tal vez se hubieran visto en New York, tal vez de todas maneras él se hubiera casado y ella regresado a París. Todo ese tiempo, no hubieran sido un simple ¿qué tal si...? Hubieran sabido de la frustración de querer a alguien a kilómetros de distancia, de ver sus relaciones, y las propias, pasar sabiendo que podrían hacerlo mejor, excepto porque no pueden. Lo que Jesse y Celine hacen al final de la dos, es contestar esa curiosidad de años atrás. Mientras tanto, hoy en día uno puede ver las redes sociales del otro y contestarse esa pregunta. No hay necesidad de encontrarse por casualidad.

Al final de cuentas, estos personajes podrían mantener el contacto hoy en día, pero no sería lo mismo. La magia de (re)encontrarse con alguien, de verte convertido en historia, se ha perdido para dar paso a un puñado de fotos, hashtags y actualizaciones compartidas a personas que poco se interesan.
---Al terminar de escribir, me encuentro con SE ENAMORÓ DE UN DESCONOCIDO Y LO BUSCÓ EN FACEBOOK HASTA ENCONTRARLO Por supuesto que en el universo Before no queda pensar que de entrada Jesse dijera "no me interesa" pero, ahora sabemos otro escenario para la vida real en los años 2milalgo.

lunes, enero 26

Things we forget.

Ya me aburrí de no tener alma para escribir.

Este año la inspiración me ha venido a cuentagotas que vierto en tumblr, allá tengo un reto de escribir cada día del año, o eso era antes de perder varios días y cambiarlo a "veamos cuánto escribo". Leamos a dónde llevo Adieu, que material me doy para tratar los siguientes 365 días. Aquí no tengo un sólo post programado para ser publicado, por primera vez en meses. Bien puedo copiarpegar algunos de los de tumblr, pulidos o en bruto. Podría pensar monotonía, pero he tenido épocas de peor sequía, que casi se caen todas las ramas y troncos, entonces no es eso. Me regalaron un montón de plumas y plumines, así que eso tampoco es. Me encontré ese link en otro blog y me llegó. Tal vez ya no quiero escribir de decepciones adolescentes, porque para empezar tengo 24 años, aunque soy más adolescente que una quinceañera. Tal vez lo pienso tanto que es como cuando no logró aventarme a la alberca. Veo la lista para el ABCDario del desamor y no sé por quién seguir, de hecho iba a publicar lo correspondiente a la F, y mejor lo devolví a borradores. Pero para qué apresurarme, si aquí es el único lugar que puedo escribir lo que quiera, cuando quiera, debería sólo seguir el ritmo. Aquí sí aplica sólo déjate llevar.

jueves, enero 22

06 de enero

En julio por fin entré a clases de natación, un curso de verano. Unos días después, Timehop me informó que llevaba 2 años posponiendo aprender a nadar, y me reí amargamente porque me dolía todo el cuerpo, apenas y aguantaba caminar de vuelta a casa (no, no hacía NADA de ejercicio antes de eso). Veía a los avanzados nadar, a los niños pequeños aventarse clavados, a los de mi misma clase ir mucho más “fluidos”…y por supuesto que me enojaba conmigo por ir tan atrás.

 Desde el principio supe que para varios era su segundo curso, que casi todos hacían ejercicio regularmente o habían dejado de hacerlo a causa de escuela/trabajo. Empecé a entenderlo cuando entraron nuevas personas al grupo, ya que su principio, era mi “mitad del camino” por decir algo. En mi última clase del año, me dio un calambre por nadar mucho y muy rápido, algo que cuando empecé, cuando me enojaba por ir tan atrás, consideraba imposible. Entonces comprendí lo injusto que es comparar nuestro principio con el de alguien más, especialmente si la otra persona ya va “a mitad del camino.”

sí, nadar de dorso fue OTRO super drama, contado a detalle en  otro post

domingo, enero 18

Sueños de grandeza

Se quiso comer el mundo y el mundo se lo comió a él. Como los niños pequeños que se distraen fácilmente con cualquier objeto brillante, así lo deslumbraron las fiestas, los carros, el dinero y las mujeres que lo siguen. Quiso hacer de una buena vida, una gran vida y terminó detenido a punta de pistola, con los ojos vendados mientras circulaban por las cales silenciosas de madrugada. Lo dejaron en un cuartillo, con una almohada dura y una sabana apestosa. Hallaba consuelo en pensar que él estaba pagando sus acciones y que su mamá, por ejemplo, estaba a salvo. Así pasó días de hambre, golpes y frío. Pero ninguno tan cruel como cuando le dijeron que esa noche sería libre, a ver si tenía cara para asistir al funeral de su Hermano, saldo último de su deuda.

 A tres meses de encierro, le siguieron dos de exilio autoimpuesto hasta que se acordó de la única amiga a salvo de daño inmediato, por vivir suficientemente lejos de todos. Gracias a ella salió a la calle sin miedo, se río sinceramente e incluso volvió a ver a dos amigas más, en la seguridad del anonimato y las grandes distancias, un riesgo que cada quien decidió asumir. Habló por primera vez en meses, supo que su madre no le guardaba rencor y confirmó que siempre estuvo a salvo 

Finalmente pudo respirar libremente, planear para una vida una tranquila. Una vida que si el mundo no lo engullía de nuevo, ya podía ser llamada una gran vida.

jueves, enero 15

This is how it works

you're young until you're 
not you love until you don't
 you try until you can't
 you laugh until you cry, you cry until you laugh 
and everyone must breathe until their dying breath
.
..it's a pretty song, you listen to it twice cause the dj is asleep on the radio...


 Esta es la entrada 400 del blog.

miércoles, enero 14

Minicuento antes de dormir

Esta boda se la había imaginado infinidad de veces. Siempre en distinta fecha dada la naturaleza de la relación tantas veces reiniciada, pero siempre el mismo tipo de iglesia decorada en rosas y dorados, querubines por doquier y un altar repleto de flores rosas, lilas y azules. De esos colores también, los vestidos de las cuatro madrinas, cada quien a su estilo pero deslumbrantes todas.

 La novia, bella desde la sonrisa hasta los pies. Un bonito vestido strapple, drapeado en el pecho y recto en la falda, pero con mucho tul. Zapatillas y tiara plateada. Un velo sencillo, más por efectos dramáticos a la hora de llegar al altar y ser descubierta por el novio, quien estaría con lágrimas en los ojos desde el momento en que la viese entrar a la iglesia.

 Tantas veces imaginó la boda, siempre supo que no podía acertar la edad de la novia. Los detalles básicos los adivinó bien, igual que la mitad de los invitados y la emoción del novio. Nunca imaginó que la novia sería otra.

sábado, enero 10

Después

Te regalo la ironía de decirle amor a quien le dije que aquí no habría amor, amor. Amor. Amor. No te quieres dar cuenta lo que me desconcierta que me digas amor, amor. Un día me paraliza, al siguiente me prende como ninguna otra cosa. Tú me vuelves loca, contigo me pongo loca. Tenemos las ganas exactas de sentirlo todo siendo nada. Nuestro primer beso fue uno que me robaste cuando estaba distraída, preguntándote sobre un libro. Después me abrazaste y eso es lo más romántico de esta historia en la que rara vez nos besábamos, menos aun lo hacíamos con ternura. Aún puedo sentir ese beso que me extraño, por inusual, porque el par de encuentros anteriores a ese, pueden resumirse en sexo. Ese beso casi robado, sin sutileza y con mordidas, igual que el primero, igual que cada uno que nos dimos estando solteros. Te dejé besarme porque quería un nuevo último beso. Me besaste, supongo, para decirme que pronto volverías a estar soltero.

todavía te extraño amor

martes, enero 6

Incendios de nieve y calor.

Soñé con el después de todo no eterno ex amor de mi vida. Soñé con su amigo que es como Barney Stinson, él que me dio una pistola de juguete y me dijo "para que te desquites" yo me reí y a él le quedó una marca en la frente. Todo eso también fue como de sueño.
 Sí, lo soñé una vez más. Había estado soñando con mi eterno bad timing/melomano/filo-sofo, le conté, se excitó, lo deje despierto a km de distancia con sus buenos malos pensamientos,me dormí y soñé un incendio, o esa escena de esa película con música de Love of Lesbian.
 Y ahora soñé con aquel, que nos encontrábamos de repente pero premeditado, como siempre, seguro esa vez que lo vi en un toquin, de no recuerdo quién y no me importa, esa vez que estuvo toda la tarde conmigo seguro tampoco fue casual. "éramos nuestra fantasía de muchos años". Muchos años de ignorar gente porque no eran él, y él estaba casado.
 Diez años no son nada pero dan chingos de material para sueños. Lo único curioso en verdad es que por vernos, se desataba una guerra. A como entiendo la guerra cristera, que de verdad no entiendo pero al escribir supe por quién.... Una guerra así, pero también contra zombies brujas.
 Ya quiero que hagas películas para alucinar que ese personaje se parece a mí .

sábado, enero 3

Timing is a fucking bitch

Está viendo un desfile de payasos, toreros, religiosos, charros, marineros y pescadores dirigirse a un cementerio. Es sólo una tradición en un pueblo olvidado por dios, él es sólo un extranjero quien no entiende lo que ve, mira con fascinación algo para él nuevo, que para mi es lo más normal.
-¿Se le ofrece algo más, señor?
Fue como si hubiese olvidado que se encontraba en un restaurante a la orilla del mar, a mitad del camino a un panteón. Le toma un momento pedir otra cerveza y cuando la dejo en su mesa me pregunta sobre el desfile.
-¿Viene de muy lejos?
No me dice de dónde, me cuenta que no se lo imaginaba así. Que vino buscando a una amiga, quien siempre le contaba historias de este lugar. Me dice que muchas veces quiso venir con ella, vivir esas historias, pero, durante esos mismos años, siempre buscó excusas para no entregarse a las ganas de arrancarle las ropas, abrirle las piernas y clavarle su hombría hasta que la lujuria los consumiera a ambos en un fuego que seguiría brindando calor durante años. 
Por supuesto que no lo dijo así. Si hubiera podido expresarlo, no se hubiese quedado con las ganas. Pero que él siempre supo lo mucho que ella lo quería, tal vez incluso lo amaba. Hace tiempo ella le preguntó si sentía algo, si actuaría y pronto por que ya no podía seguir dejando la vida pasar por la promesa cada vez más ligera y carente de sentido, de que tal vez un día él por fin la querría lo suficiente para arriesgarse por ella. Esperaba su palabra, su mano estirará invitando a comenzar a caminar lado a lado, olvidando así los momentos amargos, incluido el saber que la cortejó por la emoción de sentirse deseado y ese primer pequeño gran desastre que casi mata la amistad.
Tomó tiempo, me cuenta, pero pudieron volver a ser amigos y luego, justo cuando ella por fin se sentía de nuevo cómoda en la relación de amigos, él le dijo que la quería. Se lo dijo cuando se despedía de ella para irse a vivir a otra ciudad, cercana pero lejana para una relación que estaría empezando. Por eso, dijo él, me repite a mí casi treinta años después, era mejor no ser. 
Así se fueron los años, variaciones leves de la misma dinámica de estar juntos pero sin ser, siempre más un  juego que una resolución definitiva, hasta llegar a ese momento. Todo eso le recordó ella y no volvieron a hablar por años. Aunque al saber que la viene buscando, me es obvio que no respondió nada que importase, me cuenta como se quedó diciendo cuanto lo sentía mientras ella se alejaba. Se quedó pensando en eso cuando ella preparaba maletas, tomaba un taxi hacia la estación del tren que la llevaría a un destino sin él. 
Esa parte él la sabe por amigos, mas no sabe lo que ella lloró, cuánto lo extrañó, la larga lista de amantes en un intento por dejarlo atrás. No se imagina eso, no se imagina que me yo ya sabía la historia, que mi tía me la contó muchas veces en los años desde que volvió al único lugar donde él podía ir a buscarla, aunque no supiera con certeza que ahí estaría.
Ni se imagina que esa mujer, mi adorada tía, murió días antes del desfile, todavía esperando que él se arriesgara. No se lo conté, le dije que sentía mucho oír su historia, que me gustaría ayudarle pero me era imposible; todo eso era cierto. Le deseé suerte en su travesía, le di algunas pistas falsas, desconocí a mi tía porque sus años de espera no merecían un final tan simple como lo sería él derramando lagrimas vacías en un bar. Le di esperanza de poder encontrarla, de poder reconquistarla, para tener certeza que le dolerá el golpe, que le dolerá saber que no gana quien no arriesga.

["él y yo sólo sabemos amarnos en el mar"]